Cómo utilizar la solicitud de empleo para redactar un CV

tema 41

La solicitud de empleo es un formato universal muy utilizado en el medio laboral para iniciar un proceso de selección para un puesto. En algunos casos sustituye al currículum y en otros lo complementa. Es decir, habrá empresas que no te pidan CV sino esa solicitud, y otras que además de tu currículum, te pidan esta forma.

¿En qué son diferentes una de otra? La solicitud de empleo tiene una estructura definida y generalizada, es tal cual un formato que incluye tus datos personales, académicos y laborales. Generalmente el candidato la completa a mano.

Por otra parte el Currículum es un documento personalizado que puede tener diferentes formatos y extensión. Además de datos personales y laborales, incluye información clave sobre tu perfil profesional. En el CV se incluyen las actividades que has realizado en tus empleos anteriores, tus logros destacados, tus habilidades y conocimientos.

Las solicitudes de empleo genéricas las venden en cualquier papelería, aunque algunas empresas realizan su propio formato.

Si nunca he hecho un CV ¿me sirve la información de una solicitud de empleo? ¡Absolutamente! A continuación te mostramos cómo se ve una solicitud de empleo tradicional y señalamos las secciones que puedes utilizar para tu CV y las que debes omitir.

  1. Fotografía. Una buena foto puede darle personalidad a tu Currículum, sin duda puedes incluirla en tu CV, siempre y cuando sea formal.
  2. Datos Personales. En la solicitud se incluyen más datos personales de los necesarios para el CV, en este último basta con tu nombre, teléfono y correo electrónico.
  3. Documentación. Los datos de tu CURP, número de seguro social, RFC o Afore no es relevante en tu CV así que omítela. Si avanza tu proceso el reclutador te la pedirá.
  4. Estado de salud. En tu CV no es necesario, la mayoría de las empresas solicitan exámenes médicos más adelante.
  5. Datos Familiares. Definitivamente déjalos fuera de tu CV.
  6. Escolaridad. En el currículum interesa solo tu último grado de estudios, se considera un grave error de CV incluir datos académicos adicionales. Mejor deja fuera.
  7. Escolaridad. En el currículum interesa solo tu último grado de estudios, se considera un grave error de CV incluir datos académicos adicionales.
  8. Conocimientos generales. En la parte final de tu currículum es buena idea poner una sección llamada Conocimientos y Habilidades, incluye idiomas y programas de cómputo que manejas. Sí, pero…
  9. Referencias personales. Generalmente las referencias se solicitan cuando el proceso de selección avanza a tu favor, en el currículum no se recomienda ponerlas.
  10. Datos generales y económicos. El currículum es para hablar de tu perfil profesional, estos datos podrá preguntarlos el reclutador en la entrevista, pero no los incluyas en el CV.

Share Button

Así operan las vacantes falsas: cómo identificarlas

tema 36

Muchas personas durante su búsqueda de empleo han caído en ofertas falsas de empleo que operan prometiendo sueldos atractivos y flexibilidad laboral. OCC nos ofrece un caso real y algunos consejos para identificar una vacante falsa y así ahorrar tiempo y dinero.

De entrada estas vacantes prometen trabajar poco y ganar más que miles de empleados de este país.

Crónica de un fraude

Revisas vacantes en el periódico o Internet y puedes ver un anuncio pequeño:

“Se solicitan damas y caballeros… Requisitos: Hombres y mujeres de 18 a 60 años, con o sin experiencia y con disponibilidad para laborar cuatro horas diarias de lunes a viernes. Sueldo: $2, 000 semanales (o más). ¿Te interesa? Llama al licenciado tal o a la licenciada tal. Sólo verás el nombre de pila (Ana, Juan, Brenda, Pedro), ningún apellido.”

Hablas para pedir informes…

– ¿Bueno? (Empezamos mal: ¿qué empresa atiende sus teléfonos diciendo “bueno”?)

– Hola. Quisiera informes del trabajo…

– Sí, ¿en dónde te enteraste del empleo?

– En…

– Muy bien. Necesito que vengas a una entrevista hoy a las 5 de la tarde.

– Híjole, hoy no puedo. ¿Mañana?

– Uy, es que ya nada más tengo cinco puestos disponibles. Si en serio te interesa, tienes que venir ya.

– Le juro que mañana estoy ahí.

– Ok. ¿Tienes en dónde anotar?

Oficinas

Llegué temprano. Es un edificio viejo y descuidado. En la entrada del piso hay tres o cuatro personas, muy sonrientes, muy amables, recibiendo a los candidatos. Me registro y paso a una sala de espera.

Entonces observo a los interesados en este trabajo: jóvenes entre dieciocho y veintitantos años. También hay gente más grande, pero menos.

¿Es en serio? Miles o millones de celulares con internet en el país, ¿y hay quienes aún no saben de esto?

¿Dispones de otras 2 o 3 horas para una plática?

Me llaman a la primera entrevista. Es rápida. Investigan una vez más cómo y en dónde me enteré del empleo, el nombre del licenciado que venía en la publicidad, mi último grado de estudios y si tengo algún tipo de experiencia laboral. Digo que no.

A veces explican qué hace la empresa, a veces no. Al concluir, me preguntan si dispongo de 2 a 3 horas más para una plática. Digo que sí.

El discurso

Somos doce los que ingresamos a un salón. Nos sentamos. Enfrente de nosotros, con el rostro serio, una “ejecutiva” comienza su discurso sobre la situación del país, el salario mínimo, la falta de oportunidades, miles de licenciados manejando taxis, para después irse por lo emocional: tus ganas de salir adelante, agallas para empezar una empresa y de cómo vender algo por una vez no te hace vendedor.

Después continúa con que ganarás $2000 a la semana. Que podrían convertirse en $4000. Que podrían ser hasta $5000.

Que si no sabes hacer nada, no importa. Que haber llegado hasta la primaria o hasta la universidad, ahí da igual. Que tu postura ha sido evaluada todo ese tiempo. Que aún no te han aceptado. Que deberás pasar un examen. Que vender algo por una vez no te hace vendedor…

Después del examen viene la capacitación

Toda una semana de pláticas motivacionales. Varios “líderes” hablan de superación, de persuasión, de administración del dinero. Y, entre uno y otro tema, te dicen que deberás estar listo para el penúltimo o último día de la capacitación; deberás llegar al 200% a la prueba.

La prueba

La famosa prueba consiste en invertir en perfumes para después venderlos. Dependiendo el número de fragancias que consumas será el puesto que obtengas. Si colocas o no esos productos –de procedencia desconocida–, qué más da.

¿Firmas algún contrato? Sí, de compra-venta de perfumes, no laboral. En realidad, no existe ninguna relación de trabajo.

Y si haces eso, ¿qué empleo obtienes? Te conviertes en ejecutivo de reclutamiento y selección. Tendrás que volantear o pegar cartulinas o hacer promoción para que otras personas, así como tú, se enteren de la “oportunidad” y se acerquen a la empresa.

tema 361

Recomendaciones

Al parecer, muchas empresas fantasmas ya han sido denunciadas. Sin mucho éxito. ¿Qué nos queda? Saber identificarlas y no caer en ellas.

Ante esta situación las bolsas de trabajo han generado políticas para prevenir esta clase de ofertas. Sitios como OCCMundial.com, en Términos y Condiciones, apartado ‘Reglas de Publicación’ considera  los materiales que no pueden publicarse: “Trabajos que requieran que el candidato, o empleado, haga una inversión de capital”, y “Trabajos que requieran que el candidato, o empleado, vaya a un entrenamiento no pagado para ser contratado”.

Los primero es investiga a las compañías antes de acudir a sus oficinas. Si no sabes cuál es su nombre o razón social, puedes escribe en Google la dirección a la que te citaron. Es posible que encuentres algo.

Si ya acudiste a una entrevista, es muy importante que debes saber con precisión más allá de la promesa de un sueldo, qué actividades debes desempeñar con precisión.

Además ninguna empresa te pedirá un pago por la promesa de un trabajo.

Share Button

Conviértete en el candidato ideal para los reclutadores

tema 29

Los reclutadores se han convertido en la primera opción de las empresas a la hora de buscar y conseguir talento, sin embargo, cada uno tiene su propia visión del talento perfecto y cada uno busca habilidades específicas que puedan llenar las altas expectativas de la empresa. No, no estamos hablando de confianza, hablamos de conquistarlos.

Todo parece indicar que la confianza, la preparación, las habilidades o la experiencia han dejado de ser suficiente para diferenciarse de otro candidato igual de calificado:

“PARA CONSEGUIR EL TRABAJO NECESITAS CONVENCER AL ENTREVISTADOR DE CÓMO VAS A APORTAR VALOR Y ÉXITO A SU ORGANIZACIÓN, EL TRABAJO EN EQUIPO Y LA CONCORDANCIA CON LA CULTURA ORGANIZACIONAL TAMBIÉN SON FUNDAMENTALES”

¿Cómo convertirse en el candidato ideal?

Si lo que buscas es ser contratado, debes comenzar a preguntarte: ¿Cómo puedo pasar de ser un buen candidato a ser EL CANDIDATO que ellos están buscando?

3 preguntas que un reclutador tiene en mente al momento de buscar al talento ideal y te explica por qué:

1) ¿Me gustaría trabajar con él o ella? 

“El candidato va a tener un papel crucial en mi equipo”, “Trabajaremos muchas horas juntos. Tengo que confiar al 100% en esta persona. A menos que realmente disfrutara trabajar con ellos, y viceversa, ambos podríamos tener un bajo desempeño”.

Según la investigación de Hays, muchas de las fallas de reclutamiento se presentan por una falta de coincidencia cultural entre el individuo y la organización.

El consejo es dar a tu entrevistador suficiente conocimiento de tu carácter para determinar si tienes el humor, la flexibilidad, adaptabilidad, iniciativa, ambición, pasión e integridad para trabajar bien juntos.

2) ¿Trabajarás bien con el equipo?

“En este puesto de trabajo no se quiere un triunfador que trabaje exclusivamente para su propio beneficio. Se requieren personas colaborativas que tienen en mente los mejores resultados para el equipo”.

Al prepararte para una entrevista tienes que pensar en las relaciones eficaces y valiosas de trabajo que has creado. Así que comparte casos en los que has dejado de lado las ambiciones personales en beneficio del equipo en general, seguramente serán bien recibidas y valoradas por el reclutador.

3) ¿Vas a ayudar a que mi empresa tenga éxito?

“En una entrevista, el candidato puede hacer preguntas acerca de un reto que tuvimos que enfrentar en nuestra industria, y en la discusión,  puede desarrollar una solución inteligente. Su desempeño fue impresionante. Del mismo modo, se busca escuchar específicamente lo que ha hecho para resolver problemas y obtener resultados exitosos en sus trabajos anteriores”.

“No se necesitan personas que hagan solamente su trabajo; se necesitan personas que marquen constantemente una diferencia positiva”. 

3 puntos que no debes olvidar al escuchar “entrevista de trabajo”:

Investiga. Sí, una vez más y las que hagan falta. La investigación es fundamental, y muchos la dejan de lado. Asegúrate de investigar a la empresa en la que quieres laborar: su estructura directiva, sus logros, sus áreas de interés y los próximos proyectos.

Estudia el perfil que buscan. Debes saber cuáles son las habilidades que están buscando y si cuentas con ellas, asegúrate de preguntar TODO, desde grado de estudios, cursos, especialidades y principales habilidades; esto te ayudará a la hora de contestar preguntas clave.

Tu imagen. Al haber estudiado la empresa sabrás cómo ir vestido, si bien existen empresas donde el código de vestimenta no existe, también existen empresas sumamente formales, asegúrate de ir adecuadamente. ¡Ojo! Aun cuando la empresa sea informal, ve formal a la entrevista –un pantalón de vestir o falda, camisa y suéter ayudarán–.

Habilidades a mostrar, fundamental para el rol del entrevistado

Las habilidades que demuestres durante la entrevista de trabajo pueden hacer la diferencia entre una decisión positiva y una negativa, cuáles son las más buscadas por los reclutadores:

Comunicación. “Es fundamental para cualquier vacante, necesitan tener grandes habilidades para comunicarse durante la entrevista de trabajo, tienen que desenvolverse de manera natural, dejar a un lado el nerviosismo y penas”. El diálogo debe contener 3 cosas fundamentales: presentación, experiencia y preguntas sobre la empresa.

Liderazgo. Así es, desde el principio está buscando talento que puedan ser los próximos directores de área, necesitan gente capacitada con buen manejo en la toma de decisiones. Cuida tu lenguaje corporal y verbal, esto te ayudará a tener presencia y control de la situación.

Share Button

Cómo hablar de tus defectos en una entrevista laboral

tema 24

La entrevista de trabajo suele tener características específicas: un tiempo de duración no mayor a diez minutos, preguntas clave para identificar las cualidades y fortalezas de la persona, tiempo para determinar la responsabilidad y puntualidad del aspirante, y preguntas que determinarán si es el candidato indicado para el puesto o definitivamente no. Y nuestros defectos no pueden escapar de este interrogatorio.

No se trata de preguntas capciosas o trampas establecidas, cuando se trata de una entrevista de trabajo el entrevistador debe analizar tu capacidad de reacción y la percepción que tienes de tu persona, cuando llega este momento es hora de hablar de nuestras áreas de oportunidad y… de nuestros defectos.

Quienes se hayan presentado a una entrevista de trabajo seguramente reconocerán esta pregunta: “¿Cuáles son los defectos que consideras tener?”.

Aquí es donde todo inicia: el malestar estomacal, el sudor en las manos y la desaparición de cualquier idea pertinente que podías decir.

Los expertos aseguran que este estado incómodo es muy natural, pues a todos nos gusta hablar de nuestras virtudes, pero pocos sabemos enfrentar y hablar de nuestros defectos.

“No se busca intimidar o incomodar al entrevistado, es importante analizar su reacción y el control de la situación. En este momento, la mayoría de las personas, suelen ponerse nerviosas bajo la presión en la que se encuentran y aquí es donde el reclutador ve cómo se maneja la persona bajo estas circunstancias.

El experto en temas de RRHH asegura que si bien esta práctica se realiza en la mayoría de las entrevistas.

Ante esto, te damos las siguientes recomendaciones para que tu entrevista deje de ser una mala experiencia y se convierta en una buena oportunidad para externar tu profesionalismo y tus capacidades.

Recomendación #1. Prepárate

Ninguno de los expertos se cansará de decirlo: es importante que tengas conocimiento de la empresa a la que vas, de los objetivos y la cultura que la distinguen y, por supuesto, que te prepares para la realización de una entrevista de trabajo.

El momento va a llegar, así que analiza estas recomendaciones y practica antes de llegar a tu entrevista.

Recomendación #2. No actúes

Los reclutadores se darán cuenta, evita ser falso a la hora de hablar sobre ti mismo. Si bien es cierto que debes demostrar seguridad y un alta autoestima, también es cierto que no debes mentir y exagerar tus cualidades, por muy buenas que sean tus intensiones.

“El mejor consejo es que seas sincero contigo y con la persona que te entrevista. Somos expertos en el área y nos damos cuenta cuando tratan de forzar alguna información. Antes de entrar a una entrevista laboral, te recomendamos tranquilizarte y pensar que platicas con un amigo”.

Recomendación #3. Sé inteligente al contestar

Estas preguntas suelen ser comprometedoras… si no sabes cómo contestar, ya que pueden perjudicar de manera significativa la decisión de contratarte o no. Estas interrogantes suelen aplicarse para ver tu capacidad de reacción y tu inteligencia para resolver los problemas bajo circunstancias de gran presión. Por ello, respira profundo y sé inteligente a la hora de contestar.

Se recomienda hablar sobre nuestras áreas de oportunidad y hablar de manera estratégica, por ejemplo:

– “Tengo muchas áreas de oportunidad, como cualquier persona. Sin embargo, creo que debo mejorar en algunos aspectos. Uno de mis mayores retos es mejorar en la disciplina con mi persona, creo que debo de poner más atención en mi salud física y uno de mis propósitos es ir más seguido al gym”.

– “Como cualquier persona, creo que hay aspectos en los que debo mejorar. Uno de mis grandes propósitos es poner más atención en mi vida personal y en mi preparación. Espero terminar mi meta de leer, mínimo, un libro al mes”.

– “Estoy seguro que uno de los puntos que debo reforzar es cuidar mi alimentación. Necesito poner más atención en mis horarios de comida y en qué cosas ingiero”.

– “Una de mis debilidades es mi disciplina al levantarme. Creo que necesito mejorar mi rutina al dormir para poder levantarme e ir al gimnasio”.

Se trata de decir las cosas, pero no de manera tajante.

Puede ser que tengas algunos problemas de disciplina, como todos, pero es importante contestar de manera inteligente.

“Finalmente, el objetivo es evidenciar qué tan honesto, constante y disciplinado es el candidato, el dar un giro a la pregunta, no sólo puede verse original, sino puede llegar a impresionar al entrevistador”.

Recomendación #4. Nunca digas… 

Recuerda que se trata de estrategia, nunca vayas a comprometerte con respuestas erróneas. El experto recomienda no decir lo siguiente:

  • Una de mis mayores debilidades es la puntualidad, tengo que aprender a llegar más temprano a mis citas.
  • Tengo problemas con la entrega de los proyectos.
  • No soy un buen líder.
  • Creo que necesito trabajar en mis tiempos de entrega.
  • No soy disciplinado con mi gente.
  • Tengo problemas para enfrentar a la autoridad.

Recomendación #5. Convierte tu debilidad en algo positivo

Se trata de estrategia. Puedes hablar sobre tu obsesión a la perfección, pero asegurándote que sea beneficioso para la empresa. Por ejemplo:

– “Creo que debo trabajar en mi obsesión en la perfección. Sin embargo, creo que también es una virtud, pues me ha ayudado a conseguir grandes objetivos”.

Busca algunas características que puedas transformar.

Recomendación #6. Toma el control

No te apresures a responder, algunos expertos aseguran que es recomendable hacer una pequeña pausa, esto le hará saber al entrevistador que tienes todo bajo control. Asegúrate de pensar, de manera estratégica, tus respuestas.

Evita utilizar muletillas, tartamudear o frases muy hechas. Esto sólo dejará ver que lo tienes preparado y que no es una respuesta sincera y espontánea.

Recomendación #7. Habla de tu compromiso y dedicación

Sí, tienes que hablar de tus defectos, pero también llegará el momento de hablar de tus virtudes. Así que no pierdas la oportunidad de hablar sobre ello y asegúrate de destacarlas.

Expertos aseguran que las capacidades más valoradas por los reclutadores son:

  • El compromiso.
  • La capacidad de adaptación al cambio.
  • La comunicación.
  • El liderazgo.
Share Button

Las Evaluaciones Psicotécnicas ¿Sirven para algo?

tema 22

Las evaluaciones psicotécnicas se vienen realizando desde hace tiempo para ayudar en la toma de decisión sobre la contratación de un nuevo colaborador para la empresa, sin embargo en los últimos años siguiendo la tendencia mundial en México se ha convertido en un requisito interno para ascensos o para diseñar el plan de carrera de los colaboradores actuales en empresas serias.

¿Realmente sirven para algo?, esa es la cuestión y a algunos les da miedo que información tan sensible esté en manos de otros seres humanos a los que ven todos los días (cuando ni siquiera van al psicólogo) o a los que nunca más volverán a ver.

Por otro lado están las cuestiones relacionadas con la legislación laboral vigente, y en México existe un vacío legal importante al respecto, la Ley no contempla si se puede contratar o despedir o ascender a un colaborador basado en los exámenes.

Las Psicométricas, sirven para determinar si alguien no es apto para un puesto, partiendo de que un individuo sano es capaz o apto para casi cualquier puesto o tarea pero curiosamente NO SIRVEN para demostrar que alguien es apto, por más que las gráficas lo indiquen.

Las técnicas más utilizadas

Las evaluaciones suelen comenzar con una entrevista que permite desestructurar las posibles defensas y/o ansiedades propias de la situación, el objetivo es generar un ambiente de confianza y apertura, para luego avanzar a la administración del test.

En el ámbito laboral, existe una gran variedad de técnicas para medir e interpretar las respuestas del evaluado. Estas pueden dividirse en dos grandes ramas:

Psicométricas Las técnicas psicométricas cuantifican aspectos diferenciales de una persona. Son estructuradas, fiables, o sea libres de error y precisas, miden lo que dicen que miden.

Algunos de los tests más utilizados son MIPS (Estilos de Personalidad), MMPI2 (Aspectos disfuncionales de personalidad), 16PF (Factores como: dominancia, impulsividad, lealtad grupal, etc.), Raven y/o WAIS III (Coeficiente Intelectual), uno de los más aplicados para puestos de liderazgo es el Cleaver su objetivo es medir si las características del individuo son idóneas para el puesto requerido, así como el empuje, su capacidad de influencia y estabilidad.

Las técnicas proyectivas exploran la personalidad total de una persona. Buscan interpretar como se proyectan aspectos inconscientes del individuo. Son poco estructuradas y menos objetivas.

Las técnicas gráficas H.T.P. , Persona bajo la lluvia, Test del animal , Test de las dos personas entre otras que interpretan aspectos como la autoimagen, los mecanismos de defensa, la situación familiar, aspectos profundos del Yo, etc.

Las técnicas visuales TRO, TAT, Test de los colores, Rorschach , Z Test, y otras más que interpretan deseos, esperanzas, temores, conflictos, equilibrio emocional, características intelectuales, etc.

 ¿Pero realmente aportan algún valor a los procesos de evaluación?

Cada individuo es único y cuenta con una determinada estructura de personalidad, conocimientos y experiencias, de esta forma, a través de las evaluaciones psicotécnicas, la empresa puede conocer los recursos personales que permitirían a un trabajador ejercer con éxito o no una determinada tarea.

Estas pruebas pueden agregar objetividad a los procesos de evaluación, ya que brindan información que no figura en un currículum o en las respuestas “comunes” de una entrevista. También es recomendable utilizarlo en procesos de desarrollo de planes de carrera dentro de una organización (si es que existe semejante evolución en la empresa) o de ascensos a colaboradores actuales y así evitar los famosos “compadrazgos”.

En procesos de contratación para puestos gerenciales o directivos, muchas veces carecen de sentido porque normalmente ya han pasado por decenas de evaluaciones similares, las han aplicados y hasta saben que contestar, entonces lo importante acá es evaluar los resultados anteriores, lo que ha hecho en otras empresas y su historia profesional, eso será mucho más efectivo que solo las “baterías” de evaluaciones.

Por último hay otro aspecto que es muy importante para no generar desconfianza y malestar, los resultados del test DEBEN ser compartidos con los evaluados. Es información personal y privada, y de carácter médico (psicológico), más allá del impacto personal, al no compartirlas se pueden estar violando derechos básicos del individuo.

Share Button

10 claves para una primera impresión exitosa

tema 19

Si en una entrevista el reclutador, se acerca, te saluda y tu cara muestra inseguridad total. ¡Cuidado! En 10 segundos ya tiene una opinión sobre ti.

Sucede en cada primer encuentro. El proceso de la primera impresión entra en juego, quieras o no estás dentro. Olvida que romperás el hielo con las primeras palabras que digas a la otra persona, es tu lenguaje corporal y, sobretodo tú cara, lo que determina la primera impresión que tu interlocutor inevitablemente hará sobre ti.

“Nunca tendrás una segunda oportunidad para lograr una primera buena impresión”, lo menciono en cada capacitación que doy en imagen ejecutiva cuando llega el tema de hablar del poder del lenguaje corporal.

No puedes decirle a tu cliente: “¿Te importaría si posponemos esta reunión? Porque no estoy logrando una buena primera impresión de mí. Estoy nervioso, inseguro, aunque generalmente no soy así, pero hoy no sé qué me pasó”. ¡Por supuesto que no! Si estás allí es porque has luchado por obtener ese encuentro, o bien, tu trabajo te pide entables esa interacción y salgas avante y victorioso.

El costo en los negocios por olvidar dar una buena primera impresión

Muchas veces te juzgarán erróneamente por la primera impresión que provoca tu lenguaje corporal. ¿Pareces amable o molesto? ¿Te ves gustoso de estar allí o no? ¿Te muestras con ganas de entablar una comunicación inicial? Así que es mejor que a partir de hoy seas más consciente del poder que tiene tu comunicación no verbal en los negocios.

Una errónea interpretación de ti podría costarte muy caro.

Nadie quiere hacer negocios con personas inseguras o poco experimentadas y, mucho menos, estaremos dispuestos a pagar a alguien que demuestra que no le importamos. Todos queremos sentirnos seguros de estar con la persona correcta para el servicio, producto que deseamos, o para la solución que buscamos.

Deja de creer que la primera impresión se trata sólo de tu vestimenta que, aunque sumamente importante, es uno de muchos elementos de tu comunicación no verbal. Hagamos una pequeña reflexión. En cada interacción en persona sucede lo siguiente. Analízalo:

1) Hay un contacto visual primario.

2) Existe entonces una sonrisa o un gesto de seriedad de ambas partes.

3) Tú lees el estado de ánimo de tu interlocutor y él hace lo mismo contigo.

4) Ambos se saludan verbalmente con un “Hola” y dicen su nombre.

5) Se da un saludo profesional al estrechar la mano.

Todo lo anterior ha pasado en menos de 10 segundos. Increíblemente en este pequeño lapso de tiempo, e inconscientemente, han hecho un juicio inicial uno del otro. La primera impresión se ha dado y será el punto de partida para la conversación o negociación en puerta.

Si deseas triunfar, desarrolla tu comunicación no verbal

Entre más creces en los negocios más necesitas habilidades sociales para tratar con la gente. No requieres un posgrado o doctorado para entablar una comunicación personal y amena con un cliente, impera que sepas cómo llevarte bien con esa persona; en pocas palabras, saber adaptarte a los demás, no ellos a ti.

Zig Ziglar, el célebre líder motivacional, orador y especialista en ventas, solía decir “Si a la gente le agradas te escucharán, pero si confían en ti, querrán hacer negocios contigo.”

Cómo evitar ser malinterpretado y lograr una primera buena impresión

1) Al conocer a una persona recuerda tu reflejo en el espejo cuando estás contento y muéstrale esa cara. Sonríe. Provocarás que perciba que te agrada el encuentro y que eres una persona amigable.

2) Preséntate con buen volumen de voz y di tu nombre tranquilo y no pierdas contacto visual al hacerlo. ¿Parece muy obvio, verdad? Observa hoy cuánta gente al presentarse contigo dirá su nombre con volumen bajo y sin verte a los ojos. Tal vez no es que no desee entablar una comunicación agradable, es probable que sea tímido(a) o no sepa interactuar.

3) No importa qué tan complicado inició tu día, tu interlocutor no tiene la culpa. Sé amable, muestra una actitud positiva y toma la iniciativa extendiendo tu mano para saludarle. Existe una regla en el lenguaje corporal: la persona con mayor energía es la que lidera, la que muestra el camino, proyecta seguridad y toma ventaja.

4) Da un saludo de mano firme y seguro (no de truena huesos ni tan débil que proyecte falta de carácter).

5) Para proyectar seguridad necesitas confianza en ti mismo y no apresurarte. Camina tranquilo, en control de la situación, jamás ansioso, nervioso o dubitativo.

6) Al sentarte no te encorves ni te desparrames sobre la silla. Estás negociando no escuchando a tu mejor amigo en la sala de tu casa.

7) Siempre pregúntate ¿qué tan honesto y confiable me siento? Es la clave para proyectar exactamente lo mismo.

8) Al estar de acuerdo con lo que escuches haz el gesto lentamente con tu cabeza que comunica sin palabras “estoy de acuerdo” (moviendo tu cabeza ligeramente).

9) Coloca tus pies en dirección a tu interlocutor. Esto demuestra interés y respeto por la otra persona. Aunque parece insignificante, observa una conversación entre dos personas en la que sus rostros muestran gran interés en lo que hablan y verás que sus pies están apuntando hacia su interlocutor.

10) Acerca tu torso a la otra persona cuando estés en el clímax de la conversación o le comentes los puntos más importantes, esto le comunicará interés de parte tuya.

Por último deseo hacerte una advertencia, el lenguaje corporal que persuade es el que se expresa de manera natural, no mecanizado, así que aprende a interactuar y hacer de un primer encuentro una experiencia amena, no perfecta. Los diez puntos anteriores necesitan práctica diaria, no 5 minutos una vez en la vida.

Logra una excelente primera impresión de ti mismo, favorable a influir positivamente en tu cliente.

Share Button

Pruebas Psicométricas

tema 14

Todos vamos a pasar o hemos pasado por lo mismo. En las oportunidades laborales elaboramos  nuestro CV, buscamos información acerca de la empresa, acudimos puntual a nuestra entrevista, causamos una buena opinión al reclutador y es allí cuando nos dicen “vas a realizar pruebas psicométricas”. ¿Pruebas psicométricas? A menos que hayas estudiado psicología durante la escuela no te preparan para estas pruebas. Y si bien en algunas de ellas no hay respuestas correctas o incorrectas, su evaluación sí puede determinar si consigues el empleo o le sigues buscando.

Pues bien, aquí te mencionamos cuáles son las pruebas psicométricas más comunes que te encontrarás principalmente en tus primeras entrevistas y para qué les sirven a los reclutadores. Los reclutadores utilizan estas herramientas para detectar y determinar quién es el mejor candidato para cubrir la posición vacante. Existen 3 clasificaciones básicas de estas pruebas, test de inteligencia, test de personalidad y los test de aptitudes y habilidades.

1. Dentro de los Tests de inteligencia podemos encontrar el Terman Merrill, aplicable a candidatos con escolaridad de bachillerato en adelante para posiciones administrativas, supervisores, coordinadores, gerenciales de primer nivel, etc. Lo que mide este test es el Coeficiente Intelectual (CI).

2. En Tests de personalidad, Cleaver es el que comúnmente es utilizado en los procesos de reclutamiento, y nos da una visión entre persona-puesto (perfil del puesto-perfil de la persona) aportando criterios de probables reacciones bajo condiciones laborales normales y condiciones con alta presión. Esta prueba es aplicable a candidatos con escolaridad de bachillerato en adelante y se utiliza para posiciones administrativas, supervisores y coordinadores.

3. Dentro de la clasificación de tests de aptitudes y habilidades podemos encontrar el Moss (adaptabilidad social) y el Zavic (honestidad). Moss, puede darnos ideas de los diferentes comportamientos de una persona bajo supervisión  y con personal a su cargo, cuál es habilidad de supervisión y sentido común, toma de decisiones y comportamiento con las relaciones humanas. Zavic, se enfoca en intereses de la persona y valores como: corrupción, legalidad, indiferencia, moral y en intereses de tipo económico, social y político.

Cabe mencionar que hoy en día se ha evolucionado en la aplicación de estas psicometrías, si bien podemos resolver estas pruebas en papel con hoja de preguntas y respuestas, también las pueden realizan por internet desde la comodidad de la casa generando sus resultados de forma inmediata a los reclutadores, la diferencia en muchos de los casos es el cómo nombran a las evaluaciones pero el resultado de estas siempre tiene la misma base solo asegúrate de identificarlas.

Share Button

Cuida tus referencias laborales

tema 11

Diseñar un currículum atractivo y conseguir una entrevista, son las actividades que se relacionan en primera instancia a la búsqueda de trabajo. Sin embargo, hay otro detalle que suele pasar desapercibido: identificar tus referencias laborales.

Consultar esta información es una práctica común en puestos de gerencia media en adelante, 7 de cada 10 empleadores revisa este indicador antes de contratar.

La referencia permite al reclutador garantizar que su intuición sobre la capacidad del candidato tiene bases.

El reto principal es lograr que en el trabajo anterior se tomen el tiempo para responder preguntas sobre el ex empleado.

La mayoría de las referencias son re-direccionadas al departamento de Recursos Humanos en caso de ser telefónicas y, si es por correo electrónico, no suele haber una respuesta a tiempo.

6 de cada 10 empleadores han decidido retirar una oferta de trabajo después de recibir referencias dudosas del candidato supuestamente “exitoso”.

La referencia sirve para validar información sobre desempeño, potencial, compensaciones, experiencia, motivos de salida o desvinculación por parte del empleo, su comportamiento y hasta validar la propia existencia de la persona.

Genera tranquilidad para el futuro empleador, respecto a que el candidato es una buena persona y no se trata de alguien con cambios de nombres, antecedentes negativos y vicios ocultos.

Una de las preguntas más comunes sobre el candidato se enfoca a responsabilidades adquiridas, para verificar los logros que la persona presumió en entrevista.

Poca gente es explicita en las referencias y sólo confirman si la persona puede asumir un empleo, por eso algunos empleadores van más allá y cuestionan características personales. Por ejemplo: cómo maneja el candidato la presión, capacidad para organizarse, tomar iniciativa, ser confiable y comunicar.

Les interesa saber si la persona es un ‘jugador individual’ o si actúa en equipo y ayuda al rendimiento de la empresa.

¿Por qué el colaborador salió de la organización y si volverían a contratar a la persona?, son otras preguntas comunes en una referencia.

Si en tu contratación anterior no llamaron a tu antiguo jefe no significa que estás exento de enfrentar esta experiencia, así que mira los puntos básicos de esta petición adicional:

1. Generalmente, se opta por dejar como referencia a gente cercana (amigos) con la idea de asegurar que darán la mejor información o amplias recomendaciones. Esta decisión más que ayudar puede perjudicar al candidato.

El mejor amigo puede recomendar a alguien por ser buena persona pero esto en realidad es poco útil para obtener información sobre tu desempeño.

Referencias: El ex jefe, recursos humanos, supervisores, clientes o socio de la organización.

2. Otra opción es recurrir a las cartas de recomendación proporcionadas en trabajos anteriores, pero es probable que este documento vaya firmado por una persona con quien no se tuvo una amplia relación laboral y que conozca poco del trabajo del candidato.

Esta información vaga o imprecisa puede ser casi tan perjudicial como una referencia negativa, deja la impresión de haber realizado un trabajo poco relevante o sin mayor trascendencia.

3. De acuerdo con la bolsa de trabajo en línea, las referencias no se incluyen en el CV. Estos datos deben ser solicitados una vez que se haya tenido contacto previo con el candidato.

4. Indispensable que la persona establecida como referencia haya trabajado de manera cercana al ex empleado, y tenga noción clara de su trabajo. De preferencia, la recomendación debe ser reciente, y la persona, fácil de localizar.

Las referencias que datan del primer empleo hacen pensar “¿por qué el candidato no puede tener algo actual?” Establecer a una persona que viaja mucho es otro gran error.

5. Solicita a los referidos su permiso, antes de usar sus datos o ponerlos como contacto. Hazlo desde que buscas empleo.

Es importante tener la atención de considerar su opinión y prevenirlos para que estén enterados de la información que les solicitarán. Como candidato, te permite saber si la persona estará disponible y hasta comentar algunos aspectos deseables a destacar en la recomendación.

Lo que no puede faltar en una referencia laboral:

  • Relación de trabajo que guardaban con el candidato.
  • Tiempo que laboraron juntos.
  • Nombre del puesto.
  • Datos breves de las responsabilidades que llevaba la persona.
  • Opinión sobre el desempeño general del ex empleado. Información sobre puntualidad y asistencia.
  • Razones por las que concluyó la relación laboral.
  • ¿Esta persona sería contratada nuevamente en esa empresa si solicitara un puesto en el futuro?
Share Button

¿Cuáles son las mentiras más comunes en los CV? – Cosporativo SERCA

tema 8

¿Inglés al 100%? ¿Maestría o Doctorado en… alguna escuela patito? De acuerdo con un estudio reciente, los empleadores aseguran que el 70% de los postulados miente cuando de hacer su Curriculum Vitae, se trata.

“Es normal que la gente trate de adornar su CV, ante la presión de conseguir el empleo. Los reclutadores sabemos que hay omisiones o falsedades que no impactan en la contratación, sin embargo, hay elementos que no se pueden pasar por algo como asegurar que se tiene una maestría, cuando ni estás titulado”, comenta Arturo Martín Garza Garza, docente de Alta Dirección y Ética Profesional, en Campus Cumbres de la Universidad del Valle de México.

De acuerdo con el experto, las mentiras más comunes en los CV van desde direcciones y correos electrónicos, hasta porcentaje en idiomas y doctorados inexistentes:

• Estudios no realizados o mentiras sobre carreras finalizadas.

• Maestrías y Doctorados inexistentes.

• Porcentaje en idiomas.

• Referencia en empresas que no han trabajado.

• Conocimientos informáticos.

• Omisión de datos cuando pertenecieron a un sindicato u otra organización.

De acuerdo con el experto en reclutamiento de personal, las mentiras más comunes dentro de los CV se basan en el grado de estudio de los aspirantes y el porcentaje del idioma extranjero.

Otra de las mentiras más sorprendentes son las cédulas profesionales, cuando investigamos la cédula que nos dio el aspirante, resulta que sí existe, pero que no es la persona que fue a buscar el trabajo. “Inclusive llevan títulos que son falsos”.

Así, el experto aconseja a los profesionistas realizar un CV de acuerdo con los perfiles de la empresa, cortos, claros y concisos.

Consejos para armar tu propio CV:

• Evita poner portadas, la extensión máxima de un CV debe de ser de dos páginas.

• En el encabezado debe de tener el nombre del aspirante y el grado de estudios.

• Debe ser organizado, ya sea que se realice de forma cronológica o de funciones.

• Si se lleva de manera física, debe ser en original.

• Impreso en papel blanco y de calidad.

• Revisar la ortografía y redacción. De acuerdo con el experto, un CV con mala redacción y ortografía se descarta de manera inmediata.

“Es muy sencillo darse cuenta de cuándo un candidato está mintiendo. Como reclutador sabes perfectamente el perfil de la persona que vas a contratar y la investigación que se debe hacer para que el elegido sea el correcto.

“Si dice que habla el 100% de inglés, la mitad de la entrevista se hace en el idioma extranjero; si dice que trabajó en “tal” empresa, se habla a esa empresa e inclusive, en este mundo conocemos a la gente de RRHH de la empresa que menciona el aspirante. La responsabilidad como reclutador está en corroborar los datos importantes del aspirante”, comenta el jefe de personal de la CFE.

Así que si estás pensando en mentir, piénsalo dos veces porque al final, una de las características que las empresas buscan es la honestidad y la lealtad.

Share Button

Vestimenta y colores recomendados para una entrevista de trabajo

tema 5

Diferentes trabajos requieren diferentes estilos de ropa. Sin embargo, básicamente hay un código universal para vestirse para una entrevista de trabajo. Ese es, vestir conservadoramente. Los estilos tradicionales son los más importantes para una entrevista de trabajo, no importa el tipo de trabajo al que esté aplicando.

Si vas a comprarte un conjunto para una entrevista, es mejor mantenerse en el ámbito del mundo empresarial: azul marino, gris, gris marengo o negro serían los colores básicos (trajes para ellos, vestidos, pantalones y faldas para ellas).

Las mujeres pueden llevar otros colores, no son aconsejables los trajes en tonos vistosos (rojo, rosa o azul, por ejemplo). Si quieres un poco de vivacidad siempre puedes conjuntar una chaqueta de un tono más vivo con una falda o un pantalón en un color básico.

En cuanto a las camisas para hombre, los colores más seguros son el blanco o el azul claro.

Ropa para un Entrevista -Lo que “debe” y “no debe” hacer:

  • Vista falda o traje completo cuando sea posible. Pantalones no son la mejor elección para una entrevista de trabajo, inclusive para un ambiente de trabajo casual. Si viste pantalones, estos deben ser sueltos con dobleces. Nunca use pantalones apretados, que muestren su forma o muy tallados.
  • No vista pantalones de mezclilla (lona), trajes tallados, blusas con tirantes, pantalones cortos u otro tipo de ropa muy casual.
  • No vista nada que sea demasiado corto, muy apretado o demasiado sexy. Si su ropa o la poca ropa distraen al empresario, ellos tendrán problemas en tratarla con seriedad. El largo de la falda no debe ser más de 2 pulgadas arriba de la rodilla.
  • No vista faldas muy cortas. Aun cuando corto sea parte de la moda, usted no querrá llamar la atención hacia sus piernas. Mantenga el largo de su falda a la altura o debajo de las rodillas. Algunas veces las medias (panties) opacas pueden cubrir una falda muy corta.
  • No muestre demasiada piel. Esto significa el centro de su pecho como también sus brazos. Así que, significa no vestir ropa muy corta y sin mangas, o también tela demasiado brillante.
  • No vista ropa de telas tradicionales de uso diario. No vista seda, terciopelo, brillantes y ropa de pieles.
  • No vista colores brillantes o luminiscentes.
  • Vista colores placenteros – las mujeres tienen una gran variedad de opciones en colores muy bonitos. La mayoría son aceptados para entrevistas.

Los colores de la vestimenta también comunica

Normalmente la gente tiende a escoger colores que combinen bien con su tono de piel o el color de su pelo. Sin embargo, muchas veces pasamos por alto que los colores también comunican y que los tonos de nuestra ropa pueden ayudar a comunicar cosas a nuestros entrevistadores y al resto de personas. ¿Quieres saber qué significan los colores?

  • Negro: opción segura para faldas y pantalones, e incluso para trajes de mujer; en el caso de los hombres, puede quedar un poco fúnebre. Evita el exceso de negro: por ejemplo, asegúrate de incluir un tono que contraste y aporte algo de luz. Los más adecuados son el blanco y el crema. Ten cuidado: las telas negras baratas no absorben bien el tinte negro y pueden parecer «desteñidas». Si tu presupuesto es ajustado, el negro no es la mejor opción. Además, este color no te conviene si tienes caspa.
  • Azul marino: posiblemente, el color más seguro en el ámbito profesional, ya que sugiere integridad y profesionalidad, y es uno de los más favorecedores para cualquier tono de piel, aunque puede resultar un poco aburrido.
  • Gris marengo: color muy distinguido. De nuevo, favorece a casi todos los tonos de piel, sobre todo con una falda o un top blancos.
  • Gris: un gris más claro puede parecer apagado y sugerir un carácter aburrido. Si no tienes un tono de piel un poco bronceado, tampoco realza demasiado.
  • Amarillo: creativo, enérgico, positivo y alegre. No está tan ligado al pensamiento lógico o estratégico. Utilízalo con moderación: en una corbata, o en una chaqueta o falda en el caso de las mujeres.
  • Rojo: este tono excita el sistema nervioso, y por eso es el color del amor, ¡pero también el de la ira! El rojo resulta muy dominante, pero es un clásico para las corbatas y las chaquetas de mujer.
  • Rosa: el color del sexo. Es, además, una opción muy «de chica», el preferido entre las celebridades que practican topless, etcétera. Las camisas rosas de hombre están de moda y dejan de estarlo de manera cíclica y muy rápida. El rosa intenso puede sugerir un deseo de llamar la atención.
  • Azul: el color de la calma y la empatía. Un buen color para combinar.
  • Marrón: se considera un tanto aburrido y tradicional, con alusiones a la vida rural. No está muy bien visto en los ambientes urbanos.
  • Verde: color suave, más accesible, actualmente muy ligado a los temas ambientales. No es el más favorecedor para muchos tonos de piel, ya que puede reflejarse en la cara y provocar un extraño aspecto de mareo.
  • Naranja: Para una entrevista de trabajo puede ser arriesgado. El naranja tostado es más seguro que los tonos chillones, que sugieren una mentalidad original y una personalidad extrovertida.
  • Verde azulado: una buena elección «brillante», ya que tiene suficiente azul para resultar vistoso y serio al mismo tiempo.
  • Morado: color distinguido, relajante y que suele sentar bien a todo el mundo.
  • Blanco: limpio, elegante, sin nada que esconder.
  • Beige: puede sugerir una personalidad sosa, sobre todo si se lleva de pies a cabeza.
  • Caramelo: un tono algo más intenso que implica más personalidad y confianza que el beige.

 

Share Button